ESPECIAL DE CUBA: Con BONO de 20 CUC + 30 min + 30 sms
  
Encuéntranos en

PERIÓDICO CUBANO

Leyes mexicanas desamparan a productos culturales indígenas

Mundo

Leyes mexicanas desamparan a productos culturales indígenas

Recientemente las casas de moda, Carolina Herrera y Louis Vuitton han utilizado los diseños de comunidades indígenas mexicanas sin permiso ni retribución

Colección Carolina Herrera

La casa de moda Carolina Herrera utilizó motivos indígenas mexicanos en su nueva colección Resort 2020 (UNIVISIÓN)

En México existe un vacío legal que deja en desamparo los productos de las comunidades indígenas en relación con temas de apropiación intelectual y cultural por parte de grandes compañías textiles como Carolina Herrera y Louis Vuitton.

Ignacio Otero, quien escribió junto con Miguel Ángel Ortiz el libro “Propiedad intelectual: simetrías y asimetrías, entre el derecho de autor y la propiedad industrial”, indicó que ningún pasaje de la Ley Federal de Derechos de Autor vigente protege el derecho a la propiedad patrimonial de las etnias y comunidades indígenas sobre sus productos culturales, ni de les debe pagar por ellas, solo prohíbe causarles una deformación demérito.

El también catedrático de la facultad de Derecho de la Universidad Autónoma de México (UNAM), expresó que el problema comienza en el artículo 157 de esa ley, porque limita la legislación y a “manifestaciones primigenias en sus propias lenguas, y los usos, costumbres y tradiciones de la composición pluricultural que conforman al Estado mexicano, que no cuenten con autor identificable”.

El problema se agrava con el artículo 159, que autoriza que “es libre la utilización de las obras literarias, artísticas, de arte popular o artesanal; protegidas por el presente capítulo, siempre que no se contravengan las disposiciones del mismo”.

El experto indica que los diseñadores u otros creadores podrían argumentar que al inspirarse en estas obras de comunidades originarias no están causando “demérito” de las obras, ni dañando su “reputación o imagen”, sino todo lo contrario.

Otero menciona que esa redacción libera la interpretación a la subjetividad, “es culpa del legislador que dejó libre la reproducción y solo protege un aspecto del derecho moral, contra el demérito de la obra, dejando abierto el terreno a quien afirma que la embellece, pero no dice nada de la remuneración».

El abogado considera que la ley se debe modificar “obligando a pedir el permiso de quienes representen a las tenias, para utilizar sus obras como modelos; y que las etnias sociológicas constituidas, deben aprobar la autorización correspondiente en una asamblea con mayoría de sus miembros”.

“Debe permitirse a las comunidades negociar con las empresas un porcentaje de las ganancias o autorizar pagos acordados por la utilización de su obra”, subrayó.

México y otros países deben considerar que el Convenio de Berna, de 1856, protege a nivel mundial las obras literarias, artísticas o escritas, a las cuales se agregaron el cine, la arquitectura, la música, la danza y la coreografía, entre otras.

Dicho convenio está firmado por 188 países y se conformó luego de que el derecho de auto se debatiera en Francia en el siglo XIX, donde había inconformidad en contra de que las novelas por entregar, eran reproducidas en los periódicos que circulaban en todo el país, sin pagos a los autores.

El catedrático de la UNAM también indicó que el Congreso y todos los poderes de la federación mexicana han incumplido con la resolución del 28 de enero de 2019, de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), en la que se recomienda que “se estudie, discuta y diseñe una iniciativa de ley que presente alguna de las Cámaras, respecto a la creación de un sistema interinstitucional, con participación de los pueblos y comunidades indígenas.

“El objetivo es garantizar el reconocimiento colectivo sobre sus creaciones, y la protección, salvaguarda, promoción y desarrollo de su patrimonio cultural inmaterial de dichos pueblos y comunidades”, dijo.

El gobierno de México abrió la controversia en junio pasado, al cuestionar a la casa de moda Carolina Herrera por utilizar motivos indígenas y de la cultura popular mexicana en su nueva colección Resort 2020, que según su nuevo diseñador Wes Gordon expresa “el amor de la firma por este país”.

 

Escríbenos por Whatsapp al +1 (786) 725-1960 para recibir más noticias como esta
Suscríbete a nuestro canal de Telegram, recibe noticias gratis todos los días

Click para comentar

Comenta esta noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más en Mundo

Advertisement

Lo más leído en la semana

Advertisement

Últimas Noticias de Cuba

Advertisement

Suscríbete Gratis

Advertisement
To Top