Encuéntranos en

PERIÓDICO CUBANO

Equipo de radiaciones de hospital en Villa Clara roto hasta llegada de especialistas checos

Noticias de Cuba

Equipo de radiaciones de hospital en Villa Clara roto hasta llegada de especialistas checos

La espera para arreglar el equipo demorará tanto como tarden en llegar a la isla los especialistas checos

Equipo de radiaciones de hospital en Villa Clara roto hasta llegada de especialistas checos

Equipo de radiaciones de hospital en Villa Clara roto hasta llegada de especialistas checos. (CMHW)

La Salud Pública cubana, quien una vez fuera “modelo a seguir” en el mundo, la “más” gratis, la “mejor”, es hoy solo vestigios y resultado de años de Período Especial, estancamiento económico y político, y las afectaciones que siempre viven sobre Cuba por el embarco económico de los EEUU. La decadente y mala calidad de los servicios públicos de salud (únicos en la isla) se unen a la falta de tecnología moderna y la mala administración de los dirigentes del sector.

Dentro del hospital oncológico Celestino Hernández de Villa Clara, se encuentra roto parcialmente un importante equipo de radiaciones, encargado de atender a los pacientes de esa provincia del país y de otras de la región central. “En estos momentos el equipo está trabajando con sus altas y sus bajas. Es un equipo que no le podemos poner más de 30 pacientes porque cuando se rompe, esos pacientes tenemos que pasarlos por el otro, que es el equipo más antiguo que tenemos nosotros, y que es el único que nos responde”, explicó el doctor Manuel Toboso.

Una entrevista ofrecida por Toboso, director de la institución, a la emisora local CMHW por las innumerables quejas y preguntas de la población añorando respuesta, demostró como el problema ha sido planteado a los niveles más altos del gobierno de la provincia y del país sin obtener resultados concretos. El número de 30 pacientes diarios que se traten con el equipo defectuoso para evitar que quede inutilizable es deficiente para las necesidades reales.

El director aseguró que los problemas del equipo no afectan el tratamiento sobre los pacientes. Cuando el equipo no funciona es usado otro que cumple las mismas funciones pero con la diferencia que tiene tres décadas de explotación y no arroja los mismos resultados.

“El nivel de radiación es lo importante, da lo mismo que sea un equipo más nuevo o más viejo”

Estas aclaraciones han sido necesarias pues tanto pacientes como familiares temen por el intermitente funcionamiento del mencionado equipo. “Se han hecho innovaciones y el equipo sale, pero no logramos que trabaje de forma estable durante un mes. Ya esa situación se ha informado a La Habana, pero no han podido solucionar el problema” explica Toboso.

Durante el reportaje el nombre de Checoslovaquia fue mencionado varias veces, pero Checoslovaquia no existe como país desde 1993 cuando se dividió. Imaginamos que es un error humano pues la procedencia del equipo moderno debe ser de la República Checa. Lo insólito es que en Cuba no existe especialistas capaces de solucionar las dificultades técnicas del equipo por lo que deben recurrir a los fabricantes para resolver la situación.

La espera para arreglar el equipo demorará tanto como tarden en llegar a la isla los especialistas checos “para que formateen el equipo y revisen cada una de sus partes”.

Las Normas básicas internacionales de seguridad para la protección contra la radiación ionizante y para la seguridad de las fuentes de radiación (las Normas básicas de seguridad, o NBS) establecen unos requisitos básicos para la protección contra los riesgos inherentes a la exposición a la radiación ionizante y para la seguridad de las fuentes de radiación.  Algunas personas declaran que no confían que tanta intermitencia en el equipo no pueda presentar una amenaza para su salud.

Problemas, necesidades y carencias, son las características que abundan en la salud cubana. Ni siquiera los millones de dólares que generan las colaboraciones en materia de salud que Cuba ofrece en todo el mundo posibilitan una mejoría en un sistema que es el pilar fundamental del gobierno socialista, su principal carta a la hora de justificar lo bueno del socialismo cubano.

 

Con información de CiberCuba

 

Click para comentar

Comenta esta noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top