Encuéntranos en

PERIÓDICO CUBANO

Familia cubana devota a la Revolución está a punto de ser desalojada

Noticias de Cuba

Familia cubana devota a la Revolución está a punto de ser desalojada

“No han oído las quejas de una persona que ha dado todo por esta Revolución”, explica Irishka

Natacha Irishka Naranjo, Taily Miret Agüero y Iskra Elena Agüero (CAPTURA DE VIDEO/ CUBANET)

Una familia de tres mujeres cubanas que afirman ser devotas a la Revolución se encuentran afrontando un posible desalojo, luego de que su casa fuera utilizada como supuesto centro de reunión para una red de sustancias ilícitas, informó Cubanet

De acuerdo con una de las moradoras, Taily Miret Agüero, su hijo, Humberto Daniel Bacallao, fue sentenciado a seis años de privación de libertad por tráfico de drogas. El joven se hallaba enfermo y era adicto al “crack”.

Cuatro meses después del juicio, la familia recibió una notificación por parte de la Dirección Provincial de Vivienda, donde le avisaban que iba a haber un decomiso de la casa, según lo estipulado por el Decreto Ley 232. 

La normativa, aprobada el 21 de enero de 2003, establece que los organismos de Vivienda tienen las facultades necesarias para “conocer y resolver, todo asunto sobre confiscación de viviendas y locales por hechos relacionados con las drogas, actos de corrupción o con otros comportamientos ilícitos”

Sin embargo, durante el alto juicio contra Humberto Daniel jamás se hizo mención del hogar como sede de las operaciones. 

“Amo y amaba a Fidel”

Iskra Elena Agüero Naranjo, de 76 años y titular del inmueble, asegura que todo este proceso la tiene “muy mal”. 

“Tengo dolores en el pecho, no duermo por las noches ni de día (…) Ese muchacho que se reunían con sus amistades ponían música. Yo no podía pensar en ningún momento que esos muchachos pudieron estar en un algo ilícito”, explica la anciana, quien afirma ser una ferviente revolucionaria. 

“Yo nunca me fui del país, soy revolucionaria. Fui presidente del CDR. Estuve 10 años de ideológica del CDR y amo y amaba a Fidel”, subraya. 

Natacha Irishka Naranjo, madre de Taily y otra de las residentes en la vivienda, comentó al medio citado que todos sus “inicios” fueron con esta Revolución. No obstante, ahora dice sentirse “degradada” y “perturbada”. 

“No han oído las quejas de una persona que ha dado todo por esta Revolución”, señala Irishka, quien además ha tenido que pedir una licencia sin sueldo para poder cuidar de su delicado cuadro de salud tras el comienzo de este arduo proceso de desalojo.

Suscríbete GRATIS para recibir noticias

Click para comentar

Comenta esta noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Advertisement

Vea Hola! Ota-Ola en VIVO

Advertisement

Lo más leído en la semana

Advertisement

Noticias de Cuba

To Top