¡ÚLTIMAS HORAS! TRIPLE Cubacel: 1500 CUP para Cuba
Connect with us

PERIÓDICO CUBANO

Gobierno de Biden pide baja deshonrosa para militares que se nieguen a vacunarse contra el COVID-19

Estados Unidos

Gobierno de Biden pide baja deshonrosa para militares que se nieguen a vacunarse contra el COVID-19

La Casa Blanca también discrepó con la sección 720, que exime a los previamente infectados de la necesidad de vacunarse

Joe Biden acusa a China de ocultar información. (Gage Skidmore-Flickr).

El gobierno de Joe Biden busca que la vacunación sea obligatoria para los militares. (foto de referencia: Gage Skidmore-Flickr).

La Casa Blanca expresó su firme oposición a la autorización de una disposición de la Ley de Autorización de Defensa Nacional (NDAA) que prohíbe al Pentágono sancionar a cualquier miembro del servicio que rechace la vacuna contra COVID-19.

La administración del presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, se pronunció contra la prohibición de castigar o despedir deshonrosamente a los militares que se nieguen a inmunizarse.

“La Administración se opone firmemente a la sección 716, que restaría valor a la preparación y limitaría las opciones de un comandante para hacer cumplir el buen orden y la disciplina cuando un miembro del servicio no obedece una orden legal para recibir una vacuna”, dijo la Oficina de Administración y Presupuesto de la Casa Blanca en una declaración sobre el proyecto de ley anual que financia al Pentágono.

“Para permitir que una fuerza uniformada luche con disciplina, los comandantes deben tener la capacidad de dar órdenes y tomar las medidas disciplinarias apropiadas”, añade el comunicado.

En agosto, el Pentágono ordenó a todos los miembros del servicio militar que se vacunen, y ante la negativa de varios elementos, no descartó un Consejo de Guerra a quienes no lo hicieran.

Más de la mitad de los militares, alrededor de 800,000 de los 1.4 millones, todavía no han aplicado la vacuna.

Sin embargo, durante el margen de beneficio del proyecto de ley de presupuesto, bajo el Comité de Servicios Armados de la Cámara de Representantes, una enmienda, ahora sección 716, se abrió paso y prohibió “cualquier destitución no honorable” por el rechazo de la vacuna.

La propuesta fue realizada por el representante republicano de Tennessee, Mark Green.

“Estoy consternado de que la Administración Biden esté tratando de eliminar mi enmienda a la Ley de Autorización de Defensa Nacional que impide cualquier cosa que no sea una baja honorable para los miembros del servicio que se niegan a recibir la vacuna COVID-19”, dijo Green en un comunicado al medio Daily Mail.

“Esta fue una enmienda bipartidista: todos los demócratas en el Comité de Servicios Armados de la Cámara de Representantes estuvieron de acuerdo con ella”, añadió.

Según la sección 716, “muchos estadounidenses tienen reservas sobre tomar una vacuna que solo ha estado disponible durante menos de un año”.

“Ningún estadounidense que levante la mano para servir a nuestra nación debería ser castigado por tomar una decisión médica muy personal”, dijo Green a principios de este mes.

Sin embargo, el funcionario no tomó en cuenta el riesgo biológico que representan los no vacunados, y el retraso que traen a la superación de la pandemia en el país.

Una persona no vacunada sigue propagando el virus y sirve como caldo de cultivo para nuevas cepas que podrían mutar y convertirse en una variante más resistente, o incluso, inmune a las vacunas.

Desde el inicio de la pandemia, el Partido Republicano ha impulsado políticas que obstaculizan la prevención del COVID-19 en varios estados, como Florida y Texas. El principal problema ha sido su negativa a la obligatoriedad de la vacuna contra la COVID-19.

Este ha sido un punto de conflicto con el gobierno de Biden, que promueve la vacunación, el uso de la mascarilla, y otras medidas recomendadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

“Nuestra preparación, nuestra capacidad para enfrentarnos al enemigo se ve socavada al obligar a los jóvenes, personas que están perfectamente sanas, perfectamente capaces de defenderse del COVID-19, a vacunarse”, dijo el representante Ken Buck, republicano por Colorado, en una entrevista con el citado medio.

Según el funcionario, las personas jóvenes pueden “superar” el virus, por lo que la vacunación es innecesaria.

Científicos han negado que haya inmunidad al virus tras haberse enfermado, y han señalado como un “mito” la idea de que las personas jóvenes no lo contraen, o que padecen menos los síntomas.

Por ello la Casa Blanca también discrepó con la sección 720, que exime a aquellos que previamente tenían una infección por coronavirus de la necesidad de vacunarse.

El proyecto de ley establece que los miembros del servicio pueden estar exentos por “razones administrativas, médicas o religiosas, incluso sobre la base de poseer un resultado de prueba de anticuerpos que demuestre una infección previa por COVID-19”.

Si quieres recibir más noticias como esta, suscríbete GRATIS a nuestro boletín.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top