Conecta con nosotros

Periódico Cubano

La historia de cuando las cataratas del Niágara se quedaron sin agua

ESTADOS UNIDOS

La historia de cuando las cataratas del Niágara se quedaron sin agua

Hace más de 50 años, uno de los torrentes de agua más famosos del planeta quedó casi como un desierto

Hace 53 años, se drenó uno de los torrentes de agua más famosos del planeta: las cataratas del Niágara. En su lugar, quedó un espacio casi tan seco como el desierto y ocurrió uno de los hechos más sorpresivos en la historia.

Según el sitio web de Univisión, para ello el ejército tuvo que construir una presa de 182 metros a través del río Niágara. Esto significaba que miles y miles de litros de agua fluyendo cada segundo se desviaban sobre las cataratas canadienses. A mediados de junio, después de fluir de forma continua durante más de 10 mil años, se detuvieron.

De ese momento salieron imágenes que nunca más se han vuelto a ver. También se instaló una pasarela temporal a solo seis metros del borde de las cascadas secas, un paisaje singular donde los turistas podían explorar esta zona inaccesible y peculiar.

El grupo de cascadas situadas en el río, que lleva el mismo nombre y cruza la frontera entre Estados Unidos y Canadá, resultó sometido a un estudio geológico por ingenieros estadounidense, que llevó al drenaje de su pared rocosa. Tal decisión fue impulsada por la preocupación de que se estuviera desestabilizando por la erosión del paso del tiempo.

Los medios de prensa de la época reportan que mientras los trabajadores limpiaban el antiguo fondo del río de musgos, se llegaron a descubrir dos cadáveres. Algo que para algunos no dejaba de ser un número sorprendentemente bajo dada la historia de accidentes y suicidios de las cataratas.

cataratas del niagara vista desde la Torre Skylon en canada (8)

Así es el torrente de agua natural de la “catarata estadounidense” visto desde Canadá. (Foto © Periódico Cubano)

Fueron días históricos y únicos. Según se relata en la mencionada web, era un espectáculo ver a “los ingenieros perforando el cauce del río para cartografiar y sondear las tensiones, las fallas y las presiones de la roca mientras los turistas correteaban por la extensión seca, recogiendo monedas arrojadas al agua décadas atrás por otros turistas del pasado”.

En noviembre de 1969, seis meses después de iniciadas las acciones, frente a más de dos mil espectadores, se restauró la presa de aquel periodo. Así, el flujo del agua retomó su rumbo.

Volvió a ver correr sobre las rocas una fuerte corriente, que tiene normalmente un ancho de línea de cresta recta de unos 250 metros. Además, si se mide a lo largo del borde irregular de las cataratas, la cresta es de aproximadamente 290 metros de largo. Y el torrente de agua que pasa sobre la cresta de los saltos es de 0,60 metros de profundidad, precisa Univisión.

Síguenos GRATIS en WhatsApp y Telegram para contenidos exclusivos

SUSCRÍBETE y recibe noticias GRATIS
Suscritos Widget

Comentar noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Arriba