Connect with us

PERIÓDICO CUBANO

Más de 3.000 habitantes bajo aislamiento por 60 días en Turiguanó

Coronavirus en Cuba

Más de 3.000 habitantes bajo aislamiento por 60 días en Turiguanó

Hasta este 11 de junio, los residentes ya suman 61 días sin libertad para moverse en su poblado

Más de 3.000 habitantes bajo aislamiento en Turiguanó, la cuarentena más larga de Cuba

Más de 3.000 habitantes bajo aislamiento en Turiguanó, la cuarentena más larga de Cuba. (Foto de referencia: Periódico Invasor-Twitter)

Los habitantes de la Isla Turiguanó, en municipio Morón de la provincia Ciego de Ávila, permanecen desde el pasado 11 de abril en cuarentena por órdenes del Gobierno.

Los habitantes del poblado El Aserrío fueron contenidos por el plan de control que impusieron las autoridades locales y que ha dado como resultado solo 17 infectados oficiales a la fecha.

Hasta este 11 de junio, los residentes ya suman 61 días sin libertad para moverse e incluso se han colocado cuerdas que resguardan las extremidades del pueblo, para asegurarse de que nadie pueda entrar o salir.

Las sogas amarillas también se usan para alertar sobre las zonas seguras y las de riesgo en el territorio, pues incluso dentro del mismo están limitados.

Daína Cárdenas Rivero, maestra de la ESBU Francisco González Marín, contó que a la soga la llaman “el abismo” y siente gran ansiedad pues no alcanza a llegar hasta la farmacia u otros puntos importantes para cumplir con sus deberes diarios.

Explicó que como la comunidad está dividida por la soga, hay zonas donde los habitantes no tienen la posibilidad de hacer las colas para comprar alimentos e insumos.

Por esta razón, según contó al diario Invasor, asumió la tarea de mandadera, para hacerles llegar lo poco que se consigue.

“Pido permiso y voy hasta el límite con La Loma para alcanzarle a mi familia y amigos productos que compro aquí abajo, porque ellos allá arriba no tienen nada”, explicó.

Falla en los suministros

Ya que Turiguanó depende principalmente del turismo, las restricciones por la pandemia han dejado a los trabajadores sin trabajo, por lo que el hambre se ha apoderado del territorio.

Entre la crisis económica y las limitaciones para moverse en el territorio, son muchas las familias que han quedado sin lo necesario para subsistir, sobreviviendo con lo que puedan conseguir de comida entre vecinos.

Aunque se supone que el régimen había anunciado que “abastecerían” de todo lo necesario a los territorios en cuarentena, en este caso no ha sido así.

Sin embargo, los habitantes aseguran que incluso desde antes de la pandemia, los alimentos eran surtidos a la Isla con retraso, mismo caso el de los productos de aseo e higiene personal.

Es precisamente esta negligencia de las autoridades la que ahora pone en riesgo lo logrado con la extensa cuarentena, pues cada vez que llegan nuevos insumos a la Isla los pobladores se concentran en el lugar, esperando abastecerse.

Producto de la necesidad, causada por la escasez en toda la Isla y la falta de atención al municipio,  los funcionarios de seguridad del régimen no logran controlar la movilización, manteniendo el riesgo de contagio.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top