Connect with us

PERIÓDICO CUBANO

Aparato represor cubano continúa hostigando a periodistas independientes

Noticias de Cuba

Aparato represor cubano continúa hostigando a periodistas independientes

“Simplemente no puedo dejar de ser quien soy y soy una mujer periodista libre. Libre, primero que todo.”

Multan a periodista independiente Monica Baro (8)

La joven periodista independiente fue multada con una cantidad de 3 000 pesos cubanos. (FACEBOOK/MÓNICA BARÓ)

Hace algunos días contamos en Periódico Cubano sobre el incidente que tuvo la periodista independiente Mónica Baró Sánchez, citada por el agente Jorge, a través de una llamada telefónica desde un número desconocido. Dicho agente la invitaba a una plática interesante, lo cual la joven rechazó completamente; alegando que no era una citación oficial como establece la Ley de procedimiento penal en Cuba y que además prefería cumplir con las medidas de aislamiento anunciadas por el gobierno cubano ante el impacto de la COVID 19.

El jueves en horas de la tarde, Mónica recibió la citación oficial de manos de una agente del aparato represor cubano, denominado por el régimen Policía Nacional Revolucionaria (PNR), que según cuenta la propia reportera parecía desconocer sobre su caso.

Multan a periodista independiente Monica Baro (1)

El jueves en horas de la tarde, Mónica recibió la citación oficial de manos de una agente. (FACEBOOK/MÓNICA BARÓ)

A pesar de las limitantes del transporte, que por estos días suele intensificarse por el coronavirus en La Habana, Baró Sánchez se personó este viernes en la Unidad Policial localizada en la calle 3ra y 110 en el municipio Playa donde fue atendida por el Mayor Ernesto que, en casi dos horas de interrogatorio, solo emitió advertencias de lo que no permitirían en la Isla.

“Yo entonces le respondí que estaba dispuesta a asumir las consecuencias de mis actos desde el momento en que decidí convertirme en periodista independiente.”

El resultado de la entrevista fue una multa en Tres mil pesos cubanos o lo equivalente a ciento veinte dólares, cifra que no cobra ningún trabajador del Estado, pero que sí fue aprobada, y seguramente de manera unánime, por quienes no piensan como Mónica y hoy le aplican el Decreto 370, inciso i del artículo 68: “difundir, a través de las redes públicas de transmisión de datos, información contraria al interés social, la moral, las buenas costumbres y la integridad de las personas”.

“Yo les dije que conocía ese decreto y, seguido, me mostraron una carpeta con decenas de hojas donde había capturas de mis posts de Facebook de varios meses. Elaboraron la multa y un oficial me la entregó. No quise firmarla, tampoco pienso pagarla. Me explicaron que si no la pagaba se duplicaba, se triplicaba, y que la cosa podía terminar en fiscalía. Luego se fueron y el Mayor Ernesto me dijo que nos volveríamos a ver pronto. Le dije que esperaba que fuera después de la pandemia, pero me dijo que creía que no.”

Este hecho insólito es el prototipo del poder absoluto que ejerce una dictadura sobre sus ciudadanos, violando el derecho más elemental que es la libertad de expresión. Es una muestra de desafecto e intimidación, de irrespeto y supremacía, de querer obligar o someter a quienes no responden a sus intereses. Es amedrentar las ideas de una joven que igual quiere una Cuba justa y para el bien de todos. Es querer callar a una periodista que no cree en el oficialismo, pero sobre todo es castigar a una familia y desvelar a una madre en su mejor intento de sueño.

“Ahora estoy en casa, no sé si vendrán a decomisarme mis equipos, porque es parte de las sanciones que establece el Decreto Ley, pero estoy preparada para todo. Y no, no voy a dejar de decir o escribir lo que pienso por recibir amenazas o intentos de intimidación. No me van a callar. Simplemente no puedo dejar de ser quien soy y soy una mujer periodista libre. Libre, primero que todo.”

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Advertisement

Lo más leído en la semana

Advertisement

Vea Hola! Ota-Ola en VIVO

To Top