3 Gigas + 500 CUP + 60 Min 🇨🇺 Recarga AHORA
Connect with us

PERIÓDICO CUBANO

Diplomáticos de Canadá demandan a su gobierno por no atender el “Síndrome de La Habana”

Mundo

Diplomáticos de Canadá demandan a su gobierno por no atender el “Síndrome de La Habana”

Consideran que el gobierno priorizó su relación con Cuba antes que brindarle la debida atención a las víctimas

Embajada de Canadá en Cuba. (Inmigración y Visas).

Embajada de Canadá en Cuba. (Inmigración y Visas)

Luego de que se detectaran nuevos casos del llamado “Síndrome de La Habana” entre diplomáticos canadienses, ya suman más de 30 los trabajadores de ese país y sus familiares que han sido afectados por esta enfermedad.

Los casos han sido reportados desde el 2016 ante la Embajada de Canadá en Cuba, pero las autoridades de la nación norteamericana han reconocido solo 14.

Aunque el último caso aceptado fue presentado en 2018, funcionarios canadienses afirman tener casos tan recientes como de este mismo año, y están demandando a su gobierno por su lenta respuesta ante las denuncias, informó la agencia de noticias AFP.

Paul Miller, un abogado de Toronto, indicó que representa a 18 diplomáticos canadienses que reclaman a su gobierno en Ottawa más de 28 millones de dólares canadienses (equivalentes a 22 millones de dólares) en daños e intereses.

Según los funcionarios, su gobierno tardó demasiado en responder y tomar en serio sus denuncias, evacuarlos y brindarles tratamiento, además de que no ha reconocido todos los casos.

“Tenemos algunos casos muy recientes, de 2021”, declaró el jurista a la AFP.

Una fuente cercana al caso aseguró a la agencia de noticias que durante este año hubo dos informes de diplomáticos que se vieron obligados a retirarse de su servicio en La Habana antes de lo programado, pues experimentaron síntomas del malestar.

Los testimonios de los funcionarios canadienses coinciden con los de los estadounidenses: señalan haber escuchado sonidos muy agudos y después experimentar migrañas, vértigo, náuseas, desorientación y pérdida de memoria.

En 2019, una investigación del Pentágono dio a conocer que los afectados en EEUU por el Síndrome de La Habana, que se ha atribuido a una especie de “ataques sónicos” con microondas, padecen lesiones cerebrales permanentes derivadas de su exposición a lo que sea que haya causado la enfermedad.

Además de en Cuba, diplomáticos y agentes estadounidenses en Australia, Austria, China, Colombia, Siria, Rusia e incluso Washington han presentado los síntomas.

Una ex diplomática canadiense que vivió en Cuba durante cuatro años relató que se despertó una mañana de 2017 con vértigo y “hemorragias nasales graves”.

“No me sangraba la nariz desde que era niña”, dijo al citado medio bajo condición de anonimato.

“Me di cuenta de que no podía seguir trabajando en ese momento y fue entonces cuando me fui”, añadió, explicando que los síntomas habían empeorado.

Otra entrevistada manifestó que comenzó a “sentir vibraciones extrañas en mis oídos a la misma hora todas las noches” pocas semanas después de llegar a La Habana en 2017.

Durante y después de su estancia en la Isla, notó que tenía problemas de la vista, que antes era perfecta.

“Nunca he usado lentes, nunca he tenido ningún problema visual y desde Cuba tengo que usarlos tanto como sea posible, e incluso a pesar de ello mis ojos están borrosos a veces”, declaró.

Mientras las denuncias de los diplomáticos estadounidenses han sido atendidas, se sigue una investigación, se les ha brindado atención médica y recientemente se aprobó en el Congreso brindarles apoyo económico; los diplomáticos canadienses afirman que sus quejas no han sido tratadas con el mismo nivel de urgencia.

“Creo que nuestra mayor queja es que no nos ofrecieron ningún tipo de ayuda”, sostuvo uno.

Otra ex funcionaria aseguró haber recibido instrucciones de no hablar sobre sus problemas de salud con nadie, ni siquiera con el personal médico.

“Creo que Canadá se mostró muy reacio a decir: ‘Sí, nuestros diplomáticos están afectados’. Creo que priorizaron la relación con Cuba sobre su propio pueblo”, sentenció.

Canadá nunca ha roto vínculos con Cuba desde tiempos de Fidel Castro. El país norteamericano es históricamente la principal fuente de turistas hacia la Isla y continuamente le brinda apoyo económico de diversa índole.

Si quieres recibir más noticias como esta, suscríbete GRATIS a nuestro boletín.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top