Connect with us

PERIÓDICO CUBANO

Familia cubana con cuatro niños teme morir aplastada por su casa

Noticias de Cuba

Familia cubana con cuatro niños teme morir aplastada por su casa

“Llevo ocho años dirigiéndome al gobierno municipal y provincial (…) recibiendo malos tratos, desatención y mentiras”

Familia vive casa en peligro de derrumbe

La casa se encuentra en peligro de derrumbe desde hace varios años y la familia teme quedar sepultada por los escombros. (Collage: Marisbel Sánchez-Facebook)

Una familia cubana, conformada por diez personas, entre ellos cuatro niños, teme morir entre los escombros de la vivienda donde residen en Santiago de Cuba, declarada en peligro de derrumbe desde hace varios años.

“Hago pública mi situación, pues por otros medios nunca encontré solución. Ahora solo siento impotencia al ver el peligro que corremos mi familia y yo”, escribió en Facebook la usuaria identificada como Marisbel Sánchez Oliver.

Su casa se encuentra ubicada en la calle Pedrera, número 6 y medio, altos, entre Alba y Leopoldo del Cueto, en el reparto San Pedrito. Según contó, han trascurrido ocho años en busca de apoyo por parte de las autoridades locales, pero únicamente ha recibido “malos tratos, desatención y mentiras”.

El derrumbe es cuestión de tiempo. En 2015 a la hija de Sánchez Oliver le cayó un “pedazo de placa” encima mientras dormía con uno de los pequeños. El impacto le provocó a la mujer una herida de 12 puntos y el menor fue ingresado con numerosos golpes.

“Mis nietos han sido hospitalizados en varias ocasiones por contraer infección por la bacteria Estafilococo, ya que cada vez que llueve se desborda la fosa por el manto freático y las heces fecales corren por toda la casa”, agregó.


Los documentos relacionados con su caso fueron extraviados por parte de las autoridades municipales, las cuales en 2019 dijeron a Marisbel Sánchez Oliver que comenzarían el proceso nuevamente.

“Imaginen, de cero, con una placa y una pared en el aire”, explicó. “Vinieron varias comisiones, todas hacían dictamen y decían que no había solución, que las paredes y placa se encontraban en peligro de derrumbe”.

Desde entonces, han ocurrido varios desplomes que, han puesto en peligro la vida de los residentes. “El 25 de enero de 2020, a las 12:00 m., mientras la niña de 5 años de mi sobrino jugaba, se desprendió un pedazo de placa que para uno de los técnicos no se caería. Mi sobrino tomó medidas y cubrió con tablas”.

Poco después, el 5 de febrero “sentimos un estruendo. Se había desprendido otro pedazo de placa. Mi sobrina muy asustada y en llanto llamó al gobierno y vinieron corriendo y una de las compañeras expresó: ‘No es para tanto, pensamos que había alguien debajo de los escombros’”.

Al parecer, las autoridades están esperando que ocurra una tragedia como esa para ofrecer solución a esa familia. “Me encuentro desesperada”, confesó la denunciante. “Ya no tengo manos para escribir cartas. He mandado un sinnúmero y nada de respuestas”.

Marisbel Sánchez Oliver asegura estar en constante intercambio con la delegada de su barrio, quien conoce “todas las irregularidades que se han cometido en mi caso y tampoco se pronuncia por darle un mejor tratamiento”.

Si quieres recibir más noticias como esta, suscríbete GRATIS a nuestro boletín.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Advertisement

Noticias de Impacto

Advertisement

Lo más leído en la semana

Advertisement

Escándalos en la Farándula

To Top