Humberto López golpea a la activista cubana Yeilis Torres Cruz
Connect with us

PERIÓDICO CUBANO

¿Se aprobará el proyecto de María Elvira y Díaz-Balart para reactivar la reunificación familiar?

Estados Unidos

¿Se aprobará el proyecto de María Elvira y Díaz-Balart para reactivar la reunificación familiar?

“El desafío está ahora en el régimen cubano, que debe determinar si colabora y permite abrir Guantánamo”

Las restricciones de las visas por reunificación familiar a EEUU pueden ser modificadas por Biden

Las restricciones a la obtención de las visas por reunificación familiar a EEUU pueden ser modificadas por este proyecto. (Foto: Periódico Cubano)

Los congresistas cubanoamericanos Mario Díaz-Balart y María Elvira Salazar anunciaron este lunes un proyecto de ley bipardista para sacar de un “limbo inaceptable” a los cubanos con trámites pendientes de reunificación familiar o de visa, permitiéndoles hacer el papeleo en la base naval de Guantánamo (Cuba).

“El desafío está ahora en el régimen cubano, que debe determinar si colabora y permite abrir Guantánamo” para que entren esas personas, dijo la congresista María Elvira Salazar. “Es el momento decisivo para que el régimen demuestre que quiere a la familia cubana tanto como dice”, señaló.

¿Cuál es el camino que debe transitar esta propuesta hasta su posible aprobación?

Redactar un proyecto de ley

Todos los integrantes del Congreso de los Estados Unidos, el cual se divide en dos: Cámara de Representantes o del Senado, tienen la potestad de redactar un proyecto de ley, tal y como lo han hecho Salazar y Díaz-Balart.

Ellos serían los patrocinadores, mientras que a los otros miembros que apoyan el proyecto de ley se llaman co-patrocinadores. El rol de los co-patrocinadores es ofrecer apoyo al autorizar el uso de su nombre.

Por ejemplo, en el mes de enero, María Elvira presentó una propuesta de ley para prohibir la salida de Cuba de la lista de Estados patrocinadores del terrorismo hasta tanto se cumplan ciertas condiciones.  Ese proyecto cuenta con 10 patrocinadores.

Presentación del proyecto de ley

Según explica el sitio independiente El Toque, “si el promotor es un congresista, el proyecto se presenta en la Cámara de Representantes. Si el promotor es un senador, el proyecto se presenta en el Senado. Una vez presentado el proyecto de ley, se le puede dar seguimiento a través del siguiente enlace: www.congress.gov“.

Salazar y Díaz-Balart, ambos congresistas, lo presentarán este martes ante la Cámara de Representantes, tal y como lo anunciaron en una rueda de prensa. El  proyecto elaborado junto a legisladores demócratas lo definieron como “salomónico”, pues ayuda a EEUU y a Cuba.

Luego ese proyecto de ley pasará a una comisión  para investigar, debatir y presentar propuestas de modificaciones. Si la comisión le da el visto bueno al proyecto, posteriormente se incluirá en un calendario para ser votado, debatido o enmendado.

Esos debates se realizan dentro de las distintas comisiones con las que cuentan tanto la Cámara de Representantes como el Senado. La comisión examina cuidadosamente y se determinan sus posibilidades de ser aprobado por todo el Congreso.

Además pueden optar por celebrar audiencias para comprender mejor las implicaciones del proyecto de ley o enviarlo a subcomisiones especializadas.

Las comisiones pueden decidir no hacer nada con los proyectos de ley, o votar contra su presentación. En ambos casos, el proyecto de ley se considera muerto.

La votación 

Votación del proyecto de ley por el pleno de la Cámara: Una vez que el proyecto de ley llega al pleno (the floor) de la cámara en que se presentó, hay un debate adicional donde los miembros votan para aprobar cualquier enmienda. A continuación, el proyecto de ley es aprobado o rechazado.

Luego deben pasar a un paso adicional que es remitirlo a la otra Cámara de donde se aprobó. O sea si el proyecto se aprueba en el Senado por mayoría simple (51 de 100), pasa a la Cámara de Representantes.

Si ocurre en el caso inverso, o sea fue primeramente aprobado en la Cámara de Representantes por mayoría simple (218 de 435), pasa a discutirse en el Senado.

Esta segunda variante es el camino que debería transitar el proceso que busca reactivar el programa de reunificación familiar en las instalaciones militares de la Base Naval de Guantánamo.

Una vez en la otra cámara ocurre un proceso similar: de nuevo lo estudia una comisión y se presenta a votación. Esta cámara puede aprobar el proyecto de ley tal como lo recibe, modificarlo, rechazarlo, o ignorarlo. En los dos últimos casos, también se considera que el proyecto muere.

En caso de que se requiera modificarlo, se crea un comité de conferencia para resolver o conciliar las diferencias entre las versiones aprobadas por la Cámara de Representantes y el Senado. Si el comité de conferencia no consigue llegar a un acuerdo, el proyecto de ley muere.

En el caso positivo de que se llegue a un acuerdo, todos los miembros preparan un informe de conferencia con recomendaciones para el proyecto de ley final.

Tanto la Cámara de Representantes como el Senado deben votar para aprobar el informe de la conferencia.

El último paso: La aprobación de el presidente

En caso de ser aprobado tanto por ambas Cámaras del Congreso, este se envía al presidente.

Joe Biden debe decidir si aprueba la legislación, en ese caso la firma y se convierte en ley, igualmente si no toma ninguna medida durante diez días mientras el Congreso está reunido, el proyecto se convierte automáticamente en ley.

Biden también podría vetarlo, aunque por su política en favor de la migración hacia los Estados Unidos esto sería una sorpresa.

En este caso de que lo niegue, tanto el Senado como la Cámara de Representantes en conjunto pueden votar para anular el veto y aun así convertir el proyecto en ley.

Excepto cuando el presidente espera a que el Congreso haya levantado sesión para vetar el proyecto, caso en el cual el veto no puede ser anulado. A esto último se le conoce como “veto de bolsillo”.

Reactivación del programa de reunificación familiar

En este momento las posibilidades de que la propuesta de María Elvira Salazar y Mario Díaz -Balart se convierta en ley son inciertas.

Un proyecto como este tiene muchas posibilidades de morir antes de llegar a su aprobación. Veremos si no muere en el camino, o si al menos llega un rayo de luz y esperanzas para familias que esperan volver a reencontrarse tras años de espera.

Si quieres recibir más noticias como esta, suscríbete GRATIS a nuestro boletín.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top