Connect with us
PERIÓDICO CUBANO

PERIÓDICO CUBANO

¿Son los viernes días fatídicos para Cuba?

Noticias de Cuba

¿Son los viernes días fatídicos para Cuba?

Cuatro viernes que le han costado dolor y lágrimas a los cubanos, y que quedarán en su memoria para siempre

Incendio en Matanzas

En las últimas décadas, Cuba ha conocido profundamente el dolor, el hambre y la muerte, todo de la mano de un gobierno ineficaz y dictatorial. (Foto: David López Cruz – Facebook)

La detonación del vapor La Coubre, el accidente aéreo de un avión Boeing 737 con destino a Holguín, la explosión del hotel Saratoga y el incendio de la Base de Supertanqueros de Matanzas, son algunas de las peores catástrofes que registra la historia cubana. Todas ocurrieron un viernes y tienen algo más en común.

Muchos supersticiosos consideran los viernes como días “de mala suerte”, máxime si el calendario marca la fecha 13. Se cree que la aversión a esta jornada de la semana puede tener un carácter religioso, pues Jesucristo fue crucificado un viernes.

Además, en los siglos 14 y 15, personajes y escritores prominentes comenzaron a denunciar públicamente este día como desafortunado, pero sin ofrecer una base sólida de por qué. Los Cuentos de Canterbury, de George Chaucer, describe el viernes como “un día de desgracia”; y el dramaturgo Robert Greene definió la “friday-face” o “rostro de viernes” como “una mirada triste de consternación o angustia”.

Advertisement

Superstición o no, lo cierto es que, al menos, cuatro de los accidentes más grandes en la historia moderna de Cuba han tenido lugar un viernes.

La explosión del vapor La Coubre

La Coubre-Cubadebate

Imágenes de la explosión del vapor La Coubre. (Foto: Cubadebate)

El viernes 4 de marzo de 1960, a primeras horas de la tarde, la bahía de La Habana se estremecía con una ensordecedora explosión. El carguero La Coubre, barco que transportaba 76 toneladas de municiones belgas procedentes del puerto de Amberes, estalló mientras descargaba en los muelles de la capital.

Aunque no se les permitía a las embarcaciones hacer esta maniobra con materiales peligrosos en esa zona, sería el propio Raúl Castro, entonces Ministro de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Cuba (FAR), quien daría la orden de aliviar la nave directamente en el muelle Tallapiedra, y no en el centro del puerto para ser llevada luego hasta el interior en barcazas, como era costumbre.

Advertisement

Tan solo media hora tras la primera explosión, y mientras cientos de personas ayudaban en el rescate de los heridos, tuvo lugar un segundo impacto, donde la mayoría de las víctimas fatales fueron los socorristas y voluntarios.

El Gobierno de Cuba culpó a Estados Unidos de sabotaje, las autoridades francesas se desentendieron del asunto y los americanos aseguraron que no tuvieron nada que ver. Lo cierto es que en ese trágico viernes se estima que murieron entre 75 y 100 personas, mientras otras 200 fueron heridas, aunque las cifras oficiales se desconocen.

El accidente aéreo del Boeing 737-200 con destino a Holguín

Sola persona entre más de cien sobrevivió ese fatídico día. (Foto: Ariel Cecilio Lemus- Granma)

La mañana del viernes del 18 de mayo de 2018, prometía ser otra jornada cualquiera, cuando de pronto todo se volvió caos en el Aeropuerto ‘José Martí’ de La Habana. Tan solo minutos después de despegar, con 113 personas a bordo en dirección a la ciudad oriental de Holguín, el Boeing 737-200, alquilado por la aerolínea Cubana a la empresa mexicana Global Air, para el vuelo DMJ-972, se estrelló dejando un saldo de 112 fallecidos.

Advertisement

El Gobierno de Cuba dio por concluida la investigación un mes después, basándose solo en la información recopilada por las cajas negras, y nunca explicó a ciencia cierta cuál había sido el error.

A la compañía Global Air, registrada bajo el nombre de Aerolíneas Damojh, le fueron suspendidos todos los permisos por las autoridades mexicanas poco después del siniestro, para una investigación exhaustiva, mientras antiguos trabajadores de la aerolínea denunciaron graves incumplimientos de los protocolos de revisión y mantenimiento de las aeronaves rentadas.

Las autoridades cubanas aseguraron que no sabían nada del mal estado de la nave ni de las demandas impuestas a la empresa por falta de condiciones para volar.

Advertisement

La única superviviente fue la cubana Maylén Díaz Almaguer.

La explosión del hotel Saratoga

Fallece una mujer que estaba hospitalizada por motivo de la explosión del hotel Saratoga

El viernes 6 de mayo de 2022, el país se conmovía ante una explosión en el Hotel Saratoga de la capital cubana. Según refirió un trabajador de la cocina del lugar, se sintió un fuerte olor a gas y luego el estallido.

Advertisement

Los números finales de este hecho fueron 99 personas con lesiones que no ameritaron atención hospitalaria, 52 ingresadas y 47 fallecidas.

El Gobierno cubano nunca dio a conocer los resultados del peritaje, y la persona que habló del olor a gas no dio otras declaraciones posteriores. Todo quedó oculto por un velo de silencio y, al iniciar las acciones de reparación de las instalaciones, todo rastro de la verdad quedó borrado.

El incendio en la Base de Supertanqueros en Matanzas

Este lunes se produjo una nueva explosión en las zonas aledañas al tercer tanque de combustible. (Foto: Gobierno Matanzas)

El mayor fuego que ha vivido toda Cuba comenzó este viernes 5 de agosto de 2022, cuando un rayo impactó a uno de los supertanqueros que albergan combustible en la bahía de Matanzas.

Advertisement

La explosión generó un gran fuego que terminó consumiendo el primer tanque, luego el segundo y ya se ha extendido a un tercero.

Hasta el momento, el Gobierno de la Isla achaca el incidente al fallo del sistema de pararrayos, algo un poco incongruente para los entendidos, pues ante los cuestionamientos de que el sistema estaba certificado por la Agencia de Protección contra Incendios (Acpi), el argumento oficialista se ha centrado en señalar que “la energía de un rayo puede ser muy destructora, como fue a todas las luces en este caso”.

Ahora bien, las cuatro fechas tienen en común algo más que haber ocurrido un viernes. Lo que las une entre sí es verdaderamente la ineficacia de un gobierno que no ha tenido previsión, que no le importa el pueblo, que está más pendiente de sus negocios ilícitos que de su país.

Advertisement

Un gobierno que busca en cada fallo culpar a un “bloqueo”, el cual ahora se ve en la obligación de “romper” ante la necesidad de ayuda. Los errores políticos de la cúpula terminan recayendo sobre la Patria que hoy llora a sus hijos.

Cuatro viernes que le han costado dolor y lágrimas a los cubanos, y que quedarán en su memoria para siempre.

Por cierto, un viernes 13 de agosto de 1926, nacía el dictador Fidel Castro Ruz.

Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

To Top