Connect with us

PERIÓDICO CUBANO

Senadores republicanos celebran que Uruguay termine convenio médico con Cuba

Estados Unidos

Senadores republicanos celebran que Uruguay termine convenio médico con Cuba

“Todas las naciones amantes de la libertad en la región deben hacer lo mismo”

Bill Cassidy y Rick Scott, senadores republicanos. (Gage Skidmore-Flickr/ Rick Scott-Twitter).

Bill Cassidy y Rick Scott, senadores republicanos. (Gage Skidmore-Flickr/ Rick Scott-Twitter).

Los senadores republicanos de Florida y Louisiana, Rick Scott y Bill Cassidy, respectivamente, se pronunciaron sobre el término del contrato médico entre Cuba y Uruguay.

Luego de que el Ministerio de Desarrollo Social (MIDES) de Uruguay decidió rescindir el contrato con el gobierno de Cuba que permitía que profesionales de ese país prestaran sus servicios en el territorio, ambos políticos celebraron la noticia.

Los brigadistas prestaban servicios en el Centro Nacional de Ayudas Técnicas y Tecnológicas de la Cartera (CENATT), pero sus servicios dejaron de ser requeridos luego de que el presidente del país sudamericano, Luis Lacalle Pou, acusara incumplimiento de contrato.

Las misiones médicas cubanas en el extranjero han sido denunciadas en numerosas ocasiones por el gobierno estadounidense, como una forma de “esclavitud moderna”, debido a la explotación a la que someten a sus integrantes.

“Durante años he denunciado el tráfico de médicos por parte del ilegítimo régimen comunista cubano. Me alegro de ver a Luis Lacalle Pou poner fin al acuerdo de colaboración médica de Uruguay con el régimen cubano”, indicó Scott a través de su cuenta de Twitter.

“Todas las naciones amantes de la libertad en la región deben hacer lo mismo”, pidió.

Su tuit replicó una publicación de la activista líder de la iniciativa Cuba Decide, Rosa María Payá, quien también agradeció a Lacalle por terminar su colaboración con Cuba.

“Gracias Uruguay y Luis Lacalle Pou por terminar el contrato del Mides con las brigadas médicas del régimen cubano que son operaciones de trabajo forzoso #tráficohumano para los doctores y espionaje del G2”, expresó Payá el pasado 24 de agosto.

Por su parte, Cassidy, el senador de Luisiana celebró también el rompimiento de uno de los contratos fijos del régimen de Cuba, cuyo principal ingreso es precisamente la explotación de sus profesionales.

“Grandes noticias: Uruguay se suma a la lucha contra el esquema de trata de personas de Cuba”, expresó.

“Cuba recauda toneladas de dinero ‘alquilando’ médicos a países extranjeros a cambio de dinero. Es una forma moderna de esclavitud y debe terminar”, sentenció.

Las misiones médicas cubanas también han sido denunciadas por organizaciones en favor de los derechos humanos, y por sus propios ex integrantes, quienes han hablado para exponer los abusos a los que eran sometidos.

Aunque los países anfitriones pagan millonarias sumas por sus servicios, el gobierno cubano se queda entre el 75% y 90% de este dinero, que debería ser para los salarios de los brigadistas.

Así, los médicos trabajan jornadas de hasta 15 horas prácticamente sin paga, vigilados las 24 horas y sin poder moverse con libertad en los países que visitan, ni poder hablar con las personas locales.

La semana pasada, Uruguay decidió rescindir el contrato, ya que aseguró que La Habana lo incumplió.

El acuerdo fue firmado en 2008 durante la primera administración de Tabaré Vázquez, si bien se actualizó una vez más en 2018, cuando el fallecido líder frenteamplista gobernaba por segunda vez.

Si quieres recibir más noticias como esta, suscríbete GRATIS a nuestro boletín.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top