Connect with us

PERIÓDICO CUBANO

Nueva propuesta a la Ley de Nietos en España da esperanzas a los cubanos

Ley de Nietos

Nueva propuesta a la Ley de Nietos en España da esperanzas a los cubanos

Esta podría ser una oportunidad para actualizar la Ley de Nietos e incluir el derecho a nacionalidad de los hijos mayores de quienes accedieron a estos beneficios desde 2007

El gobierno de España aprobó un anteproyecto de ley llamado Ley de Memoria Democrática dada la gran oportunidad que representa para los descendientes (nietos) de españoles a la hora de obtener la nacionalidad española, y muy pronto será enviado al Congreso de los Diputados para su discusión.

La principal responsable de la elaboración del anteproyecto de ley ha sido la vicepresidenta primera del Gobierno y ministra de Presidencia, Relaciones con las Cortes y Memoria Democrática, Carmen Calvo.

“Tenemos que rendir también tributo al exilio, a quienes tuvieron que salir de nuestro país por persecución político, ideológica, religiosa, por cualquier circunstancia represiva que impedía el reconocimiento de sus libertades, de sus derechos y, naturalmente, la protección de sus familiares, los herederos de las personas que fueron al exilio, para recuperar también la dignidad de su memoria”, argumentó Calvo durante una sesión del Consejo de Ministros.

Por su parte, el vicepresidente segundo Pablo Iglesias se mostró satisfecho con la ley propuesta y dijo, en referencia al acápite sobre la obtención de la nacionalidad española por carta de naturalización para todos los voluntarios integrantes de las Brigadas Internacionales, que “ya era hora de decir desde el Gobierno a estos héroes y heroínas de la democracia: gracias por venir”.

Sin embargo, el camino para la discusión de la ley que actualiza la Ley de Memoria Histórica de 2007 y su posterior implementación será largo. Según la propia vicepresidenta, se tardará “mucho tiempo” en aplicar y, por lo tanto, se prevén planes cuatrienales que garanticen su viabilidad presupuestaria.

Entre los elementos más importantes del texto es que se dispondrá de una regla para “la adquisición de la nacionalidad española para nacidos fuera de España de padres o madres, abuelas o abuelos, exiliados por razones políticas, ideológicas o de creencia”.

Pero eso no varía mucho de la actual Ley de Memoria Histórica emitida en 2007, el verdadero cambio viene en la Disposición Adicional Séptima que señala: “Los nacidos fuera de España de padre o madre, abuelo o abuela, que originariamente hubieran sido españoles, y que, como consecuencia de haber sufrido exilio por razones políticas, ideológicas o de creencia, renunciaron a la nacionalidad española, no necesitarán justificar un año de residencia legal en España en caso de optar a la nacionalidad española, a los efectos del artículo 22 del Código Civil. Esta declaración deberá formalizarse en el plazo de dos años desde la entrada en vigor de la presente ley”.

De tal forma, y hasta el momento no se incluye una reforma explicita para dar cabida a los que se quedaron fuera del proceso para obtener la nacionalidad española en la anterior ley.

Sobre la posibilidad de enmendar esto la senadora Sarah Vilà dijo que su grupo parlamentario Izquierda Confederal agradece la buena voluntad del Gobierno para discutir la redacción de la ley. En este caso Vilá propone añadir tres acápites.

En primer lugar, se concederá la nacionalidad de origen a los hijos nacidos en el exterior de mujeres españolas que perdieron su nacionalidad por casarse con extranjeros antes de la entrada en vigor de la Constitución de 1978. Y también serán considerados españoles de origen aquellos hijos nacidos en el exterior de emigrantes españoles tanto de los que mantuvieron la nacionalidad como de los que se vieron obligados a renunciar a ella para poder trabajar y sustentarse en el país de acogida.

El segundo supuesto se refiere a posibilitar la recuperación de la nacionalidad a aquellas personas que, siendo españoles de origen, no la hayan ratificado al cumplir su mayoría de edad, de acuerdo a lo previsto en el Artículo 24.1 y 24.3 del Código Civil. Asimismo, los hijos de aquellas personas originariamente españolas, nacidas en el exterior, podrán optar a la nacionalidad española de origen.

Por último, podrán acceder a la nacionalidad los hijos mayores de edad de aquellos españoles a quienes les fue reconocida su nacionalidad de origen en virtud del derecho de opción de acuerdo a lo dispuesto en la nueva Ley de Memoria Democrática o en la Ley de Memoria Histórica de 2007.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Advertisement

Lo más leído en la semana

Advertisement

Noticias Relevantes

Advertisement

Vea Hola! Ota-Ola en VIVO

To Top