Connect with us

PERIÓDICO CUBANO

Luis Robles cumple un año en prisión por protestar con un cartel en La Habana

Noticias de Cuba

Luis Robles cumple un año en prisión por protestar con un cartel en La Habana

El gobierno no tiene en su contra pruebas de ningún delito, pero se rehúsa a liberarlo

Gobierno cubano pide 7 años de cárcel para el preso político Luis Robles

La fiscalía al servicio del gobierno cubano pide 7 años de cárcel para el preso político Luis Robles. (Imagen ilustrativa: Abel Sánchez García-Facebook)

El preso político Luis Robles Elizástegui, cumplió este sábado 4 de diciembre un año de prisión, víctima de torturas físicas y psicológicas tras su arresto arbitrario en 2020.

Robles fue detenido en La Habana por caminar con un cartel que pedía libertad para Denis Solís, miembro del Movimiento San Isidro (MSI) y quien actualmente se encuentra fuera de Cuba, así como el fin de la represión en la Isla.

El opositor Ángel Moya Acosta compartió en su perfil de Facebook una conversación grabada con Robles, donde denuncia los abusos que ha enfrentado bajo custodia de las autoridades.

“Tuve unos meses muy difíciles, con la policía arriba de mí todo el tiempo, con torturas psicológicas. Me encadenaban sin razón, por gusto. Por hablar con la oposición me ponían en celda de castigo para evitar que me comunicara”, se escucha decir a Luis.

El joven de 28 años se encuentra en la prisión del Combinado del Este, en La Habana, donde ha sido puesto en celdas de castigo e incomunicado en varias ocasiones.

“Cerca de cumplir un año todavía no me han hecho juicio, no me han dicho nada, no sé qué piensan hacer conmigo”, declaró el joven en la llamada realizada a la sede de las Damas de Blanco el jueves pasado.

El joven describió que los “encadenamientos” a los que se refiere son mediante un sistema de esposas conocidas como “shakiras”, donde una cadena rodea la cintura del prisionero y otras más sujetan manos y pies.

“Me dejan horas así en un cuarto, de pie, sin permitir que me siente”, señaló Robles.

El joven denunció estar rodeado de “chivatones” o presos comunes que a cambio de beneficios carcelarios delatan el comportamiento de otros reclusos a los guardias del penal y a la policía política.

“Los castigos que me han impuesto muchas veces es por culpa de estos chivatones que les cuentan a los policías las cosas que uno habla o lo que haces”, relató y narró los abusos a los que ha sido sometido.

“Te desnudan delante de otros presos, te mantienen encadenado por horas, sin motivo. Yo he estado hasta en cinco ocasiones en celda de castigo”, explicó.

“Las dos últimas ocasiones me llevaron por hacer denuncias públicas sobre las violaciones de los derechos humanos que aquí se cometen. En la última ocasión me dejaron sin comer tres días”, añadió.

Luis Robles cumplió un año de cárcel este 4 de diciembre por pararse con su cartel en el boulevar de San Rafael de La Habana Vieja.

En octubre, el Grupo de Trabajo sobre la Detención Arbitraria del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas (ONU) concluyó que el arresto y encarcelamiento de Solís y Robles calificaban como detenciones arbitrarias.

No obstante, no ha habido suficiente presión externa para su liberación, por lo que continúa preso sin fecha de juicio ni pruebas reales en su contra, aunque la Fiscalía ha pedido como condena hasta siete años de prisión.

Si quieres recibir más noticias como esta, suscríbete GRATIS a nuestro boletín.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top