Connect with us

Madres cubanas que ocuparon un local abandonado en La Habana Vieja temen ser desalojadas

Noticias de Cuba

Madres cubanas que ocuparon un local abandonado en La Habana Vieja temen ser desalojadas

Ante las amenazas del Gobierno las mujeres decidieron encerrarse en el local y no han salido desde el pasado 6 de febrero

Madres cubanas que ocuparon un local abandonado en La Habana Vieja temen ser desalojadas

Madres cubanas temen ser desalojadas. (Foto: Diario de Cuba)

Tres madres cubanas que ocuparon un local abandonado en La Habana Vieja en diciembre del año pasado y se rehúsan a salir desde el sábado por temor a ser desalojadas junto a sus hijos.

De acuerdo con el medio independiente Diario de Cuba, el local, ubicado en la calle Cristo entre Teniente Rey y Marulla, fue ocupado porque las mujeres habitaban viviendas en peligro de derrumbe, mientras que esa locación estaba vacía desde el 2012.

“Como vivíamos en casas con peligro de derrumbe, decidimos meternos en este local, que se encontraba abandonado desde 2012 y pertenece a la Empresa Eléctrica. Desde ese momento hemos recibido amenazas del supuesto encargado de esta nave, llamado Ibrahim Ferrer, el cual nos acusó de ‘usurpación de propiedad’”, indicó Iracema Puentes Laguna, una de las madres que ocupa el lugar junto a su hija de 9 años.

La mujer indicó al citado medio que se fueron a juicio por lo ocurrido y aunque cada una recibió una multa de 100 pesos, las autoridades se desentendieron de su situación e indicaron que de eso debía ocuparse la Dirección de Vivienda.

“El hombre que nos acusó dijo el día 5 de febrero que en 48 horas debíamos salir del lugar y, ante ese ultimátum, decidimos poner estas frases el día 6 de febrero en el portón exterior del local: ‘Volvimos al desalojo’, ‘Este no fue el sueño de José Martí’, ‘Aquí hay niños’. Todas fueron borradas enseguida con pintura”, indicó Jennifer Hernández, otra de las mujeres entrevistadas.

La tercera mujer, quien vive en el local con su nieto y quien solamente fue identificada como Mabel, indicó que ocuparon el local porque no tenían otra opción, pues no querían que sus hijos fallecieran en un derrumbe.

“Aquí vivimos con ratas y las paredes están llenas de humedad, no tenemos agua ni servicio de gas. Solo pedimos que nuestra situación se resuelva y poder tener una vivienda digna”, añadió.

La situación por la que están atravesando estas mujeres es muy común en la Isla comunista, en especial en La Habana, donde gran parte de los edificios de la ciudad están en pésimas condiciones y a punto de derrumbarse como consecuencia de las décadas sin mantenimiento.

El año pasado se dio a conocer el caso de 8 mujeres que ocuparon un local también en La Habana Vieja, en aquella ocasión las madres forzaron la puerta de un taller ubicado en la calle Villegas para poder ingresar junto con sus 11 hijos.

Si quieres recibir más noticias como esta, suscríbete GRATIS a nuestro boletín.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Advertisement

Lo más leído en la semana

Advertisement

Noticias Relevantes

Advertisement

Vea Hola! Ota-Ola en VIVO

Videos de Cuba

To Top