ESPECIAL CUBACEL: Manda 20 CUC y en Cuba reciben 50 CUC
Encuéntranos en

PERIÓDICO CUBANO

Presentan investigación acerca del puente derrumbado en la calle Ocho de Miami

Estados Unidos

Presentan investigación acerca del puente derrumbado en la calle Ocho de Miami

El documento señala que un tramo de la calle debió cerrarse ante el daño que se veía en la estructura

El derrumbe causó la muerte de seis personas (INTERNET)

A más de un año de haberse derrumbado un puente peatonal que se construía en el tramo de la Calle Ocho de Miami, una investigación federal determinó que dicha zona de la vía debió cerrarse a la circulación porque la estructura en edificación ya presentaba grietas.

El reporte emitido por la Administración de Salud y Seguridad Ocupacional (OSHA) indica que el accidente, que provocó la muerte de seis personas, se debió a que el método de construcción empleado fue deficiente y acelerado por parte de la compañía FIGG Bridge Engineers, además de una mala supervisión de dos firmas dedicadas a la asesoría.

“El puente tenía deficiencias de diseño estructural que contribuyeron al colapso durante la III etapa de construcción. Las grietas en el puente se produjeron debido a un diseño estructural deficiente”, indica el escrito de la dependencia.

Asimismo, la investigación se respalda en correos electrónicos y mensajes de texto de los trabajadores, así como notas publicas en medios locales, donde se menciona que la estructura 174 pies de largo ya presentaba profundas grietas y esto fue ignorado por los ingenieros responsables.

De hecho, Kevin Hanson, supervisor de una cuadrilla de trabajadores en la obra, reportó a los jefes y a la compañía responsable que estaba preocupado por el daño visible, además de enviarles diversas fotografías. Cabe mencionar que tras el accidente este obrero fue encontrado gravemente herido.

Otra situación revelada en la investigación es que horas antes de que colapsara el puente en construcción, el 15 de marzo de 2018, se realizó una junta entre representantes de las compañías involucradas y se advirtió del daño pero no se le dio importancia en la reunión.

Además de FIGG Bridge Engineers, también recae la cupla en la constructora Munilla Construction Management (MCM) porque no presentó “su propio juicio profesional independiente”, al igual que en la firma Louis Berger al no realizar un análisis independiente del diseño, señala la investigación.

MCM decidió declararse en bancarrota en los primeros meses del 2019 y llegó a un acuerdo con las aseguradas para pagar más de 42 millones de dólares a las víctimas.

Las investigaciones con relación al accidente aun no finalizan, porque falta la que presentará la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte (NTSB) y probablemente se hará a finales de este año.

Con Información de CiberCuba 

 

Suscríbete GRATIS para recibir noticias

Click para comentar

Comenta esta noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top