Connect with us

PERIÓDICO CUBANO

Maestra cubana de 68 años vive sin techo desde el 2016 en Guantánamo

Noticias de Cuba

Maestra cubana de 68 años vive sin techo desde el 2016 en Guantánamo

La residencia de la anciana quedó dañada hace cinco años tras el paso del huracán Matthew

Maestra cubana de 68 años vive sin techo desde el 2016

Las autoridades se presentaron a inspeccionar su casa hace cinco años y no han regresado. (Collage: NoticiasCubanet Cuba-YouTube)

Una maestra cubana de 68 años de edad denunció ante medios independientes que ha vivido sin un techo en la ciudad de Baracoa, Guantánamo, desde que el huracán Matthew dañara su hogar en el 2016.

De acuerdo con CubaNet,  Arlenis Barrio Frómeta trabajó durante 31 años como profesora de Historia y actualmente vive prácticamente a la intemperie.

La anciana contó que su casa quedó casi derrumbada tras el paso del huracán Matthew hace ya cinco años. Las autoridades correspondientes del régimen visitaron su hogar en aquel momento, pero hasta ahora no le han brindado la ayuda requerida.

“Me dieron una bonificación: 300 bloques, una puerta y ya. No me han dado nada más. Me siento prácticamente abandonada, si no me han resuelto nada. Todo está tan caro, que gracias a un hijo que tengo que me ayuda es que más o menos resuelvo”, declaró Barrio Frometa.

El citado medio indicó que la mujer reside sola, pues en la “vivienda” no hay espacio para nadie más. De igual manera, explicó que su hijo, Manuel Cruz Barrio, es quien atiende las necesidades de la anciana, mientras ambos se mantienen a la espera de que los organismos estatales respondan a su petición de apoyo.

“El huracán le destrozó la casa y el gobierno no ha hecho nada. Lo saben los trabajadores sociales, lo sabe el presidente del CDR, lo sabe el delegado, todo el mundo lo sabe. Hasta cuándo se sigue diciendo que en este país hay igualdad”, cuestionó Cruz Barrio.

El hijo de Barrio Frometa habilitó un pequeño espacio en la sala para su cama y sus pocas pertenencias, pues esta es la zona menos afectada, lo cual no ha evitado que los agujeros en el techo dañen lo poco que la anciana tiene.

CubaNet recalcó que la maestra debe comprar constantemente elementos para cocinar y poder comer, pues los entregados por el régimen terminaron dañados con el paso de los años.

Barrio Frometa y su hijo consideran que su caso le importa poco a las autoridades de Baracoa, pues arribaron a inspeccionar la vivienda poco después del paso de Matthew y nunca más regresaron.

Ahora, permanecen a la espera de que alguno de los programas sociales responda a la solicitud de Barrio, quien solamente pide poder pasar sus últimos años de jubilación con un techo sobre su cabeza.

Si quieres recibir más noticias como esta, suscríbete GRATIS a nuestro boletín.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top